.
.

Medio informativo del Movimiento Político de Masas Social y Popular del Centro Oriente de Colombia

.

Territorios Campesinos, vida y defensa del territorial


Territorios Campesinos}

Trochando Sin Fronteras – 17 de noviembre de 2020

Los  Territorios Campesinos Agroalimentarios -TECAM-  son figuras territoriales orientadas dentro de los Planes de Vida de las organizaciones y comunidades campesinas. Son el resultado de procesos organizativos, sociales, políticos y culturales; así como de la movilización nacional. Se caracterizan por su  identidad campesina y sus actividades de producción agrícola, pecuaria, entre otras.

Estas figuras organizativas promueven la defensa de la soberanía territorial y alimentaria, forjan el reconocimiento de los derechos del campesino y buscan garantizar la permanencia en el territorio.

Así lo afirma Robert Daza, miembro del Coordinador Nacional Agrario CNA, en el departamento de Nariño, “El concepto de Territorio Campesino se empieza a configurar a partir de 1990, acuñado en la Vía Campesina”. Los territorios campesinos son una apuesta política que le sale al paso a los “territorios para el agronegocio o Zonas de Desarrollo Empresarial”.

Le puede interesar: Territorios campesinos agroalimentarios fortalecen la lucha campesina

Robert hace una comparación de la aplicación de las formas de producción en los territorios campesinos y los agronegocios. Dice “En los territorios campesinos existe biodiversidad, existe trabajo en armonía con la naturaleza, cuidado del agua, de las semillas, y están habitados por familias campesinas”, es decir el objetivo es proteger el medio ambiente y la vida. En los territorios de agronegocios, o aquellos territorios utilizados para el monocultivo, se encuentra el concepto de la mercancía o acumulación de la economía, por ejemplo, los cultivos de caña en el norte del Cauca, los cultivos de palma de africana y los cultivos de solla en el sur del continente. El impacto que genera es negativo porque acaba con la vida y la diversidad biológica.

Los territorios campesinos son milenarios, son el resultado de una construcción histórica y cultural. Muchos de estos han sido usurpados por los terratenientes o las agroindustrias. Por ejemplo, el Valle del Cauca, antes de 1960, era un territorio campesino, asegura Robert Daza; “allí vivían nuestros abuelos, quienes fueron los que colonizaron esas tierras para la agricultura. Pero luego de esa época de la violencia entre liberales y conservadores. Fueron expulsa de allí y los mandaron a las tierras de ladera, tierra improductivas”.

La colonización – despojo, ha sido la espiral de la construcción de los territorios campesinos. Los campesinos han ido domesticando las tierras para el cultivo, luego a través de la violencia, las leyes; los poderosos del país con sus bandas de paramilitares, el ejército, la policía, despoja las tierras, desplazan a la gente de allí y se posicionan ellos para establecer sus grandes negocios”. Afirma Daza.

Recomendado: La agroecología: Una apuesta de los campesinos del Sarare

Los aspectos que dan origen a los territorios campesinos son: la configuración de culturas, lenguajes, relaciones económicas, humanas, de comunicación, costumbres en la comida, el vestir. Es decir, conservan las tradiciones históricas para darles incidencia y posicionarlas políticamente a nivel nacional como internacionalmente (ONU). Robert Daza asegura “las transnacionales de la agricultura decidieron acabar con el campesinado, no solo en Colombia sino a nivel mundial. Es por esta razón que los campesinos y sus formas organizativas construyeron una línea de argumentación, que sustente porque los campesinos y campesinas tenemos el derecho de seguir existiendo, no como un pueblo sin tierra y sin territorio, sino como unos pueblos con historia, con cultura, pero también con una tierra donde poder desarrollar nuestro proyecto de vida”.

Los territorios campesinos agroalimentarios: reconocen la territorialidad campesina, así como lo han logrado los indígenas y las comunidades afrocolombianas. También buscan el reconocimiento del campesino como sujeto de derechos. Fortalecen los procesos organizativos campesinos y son una herramienta de defensa del territorio. Garantizan la permanencia en el territorio. Protegen la vida y la cultura campesina.

Entrevista Completa Robert Daza – Coordinador Nacional Agrario CNA